EUROVISIÓN: EL FESTIVAL MÁS "FREAK" DEL AÑO


Un año más, los representantes de los países europeos se reunieron para demostrar quién "canta" mejor. esta vez, se celebró en Oslo, Noruega. Este año, Italia decidió no participar por considerar que Eurovisión ya no es lo que era y ahora sólo es una forma de llamar la atención (en mi opinión los italianos tienen muuucha razón).

Nuestro Daniel Diges actuó en 2º lugar y, una vez más, nos humilló (al igual que han hecho los últimos representantes que hemos mandado). Por lo menos, Daniel sabe cantar, y cuando su "pequeñito" espontáneo se subió a cantar con él, mantuvo la compostura como si fuese parte del show (lo cual es digno de admiración, lo admito).
En cuanto al resto de participantes, parecía que, para variar, se preocupaban más de la puesta en escena que de la propia canción.
Alemania resultó ganadora con Lena y su canción "Satellite", aunque en mi opinión, no se merecía ganar, Turquía fue para mí los que realmente se merecían ganar.
En las votaciones, es realmente penoso que se vote precisamente a los países vecinos, sin importar lo que hagan (prueba de ello fue el hecho de que los 12 primeros puntos de Chipre se los diese Grecia, o muchos otros más).
En resumen, un espectáculo que realmente ha perdido toda su esencia inicial y se ha quedado reducido a una chorrada para ganar dinero con los sms de las votaciones y audiencia para las cadenas de TV.

Posted by Satara | en 13:28

0 comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.